Envio GRATIS en todo México en pedidos superiores a $1,000. Ver detalles

Rebanadora de carnes frías Protek para delicatessen con cuchilla de 250mm- RPK-250BL

SKU: 1022000
$11.790,00
+

En existencia

Cuchilla de 250 mm.

Sensor de plato protector.

Perillas de aluminio.

Grosor de corte hasta 12mm.

Construcción en aluminio anodizado y acero inoxidable.

Transmisión de banda.

Angulo de cote de 45°.

Afilador integrado.

Protector de cuchilla.

Regulador de corte.

Patas reguladoras.

Motor de 1/5 HP.

Marca Protek
Hertz 60
Fase Monofásica
Voltaje 110
Frente (cm) 47.7
Profundidad (cm) 24.5
Altura(cm) 35
Peso del equipo sin empaque (kg) 16.4
Peso del equipo con empaque (kg) 18.6
Motor (Caballos de fuerza) 1/5HP
Tipo de transmisión Banda
Material Aluminio
Ancho (Frente) 40.1 - 50 cms
Tamaño de cuchilla (mm) 250 mm
Operación del equipo Manual
Un equipo ideal, de tamaño accesible y compacto, para tu negocio de delicatesen con bajo volumen de cortes, alta precisión y larga vida.

Rebanadora ideal para espacios reducidos, permite cortar carnes frías, quesos de manera consistente.

De diseño elegante con perillas y manijas de aluminio y aún con su tamaño compacto puede rebanar embutidos largos con sus ganchos sujetadores.

Gracias a su ángulo de inclinación de 45° por gravedad, el corte será preciso y suave.

Un equipo altamente eficiente y económico por su fácil mantenimiento e higiene para profesionalizar tu negocio.

Regulador de ancho de corte

Ajusta gradualmente el ancho del corte de las rebanadas para cada tipo de alimento.

Afilador de cuchilla

Mantiene la cuchilla siempre afilada para garantizar cortes uniformes sin mayor esfuerzo.

Arranque por botonera

Un solo interruptor con botones de seguridad para arranque y paro inmediato accionando en su caso el freno automático del equipo.

Cuchilla de 250 mm

Su cuchilla de acero al cromo inoxidable de 250mm permite realizar cortes precisos y constantes.

Construcción de aluminio anodizado

Por sus materiales de fabricación es altamente higiénica y desmontable para fácil limpieza, sin necesidad de herramientas especiales. Sus materiales garantizan el contacto con alimentos de manera segura aun en perillas y manijas.